PRD no meterá las manos al fuego por nadie: Flores

 

Sin dar crédito a la insistente pregunta de los reporteros, de que si el PRD defenderá a Mauricio Toledo Gutiérrez y demás involucrados en los desmanes ocurridos en la delegación Coyoacán, Raúl Flores García, presidente del sol azteca capitalino, con timidez y balbuceante respondió que “el partido no meterá las manos al fuego por nadie”.

Entrevistado al concluir la primera y breve sesión de la Diputación Permanente en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), el líder perredista pidió, sin embargo, que no sólo se investigue a funcionarios de la delegación Coyoacán denunciados por Morena, sino también a Bartolo Fernández, empleado de la delegación Tlalpan, “pues participó en la gresca por órdenes de Claudia Sheinbaum”, denunció.

Incluso, Flores García mostró fotografías de Fernández Montes, en el mitin de Sheinbaum Pardo, donde un grupo de personas lanzaron piedras y sillas, y varios simpatizantes de Morena resultaron heridos, así como el reportero del periódico La Jornada, Ángel Bolaños Sánchez.

“Esa violencia irracional no le hace bien al PRD y queremos que se haga justicia a 360 grados. O sea, no nada más hacia unos, sino hacia todos”, sostuvo con actitud retadora el dirigente del sol azteca en la Ciudad de México.

Explicó que la presencia de Fernández Montes, junto con un cubano avecindado en México, “son dos de las personas que en el evento del pasado miércoles, arrojaron sillas. Es la evidencia más clara de que Claudia Sheinbaum operó directamente para generar condiciones de violencia en su propio mitin”, enfatizó el perredista.

Al respecto, Sheinbaum Pardo declaró ayer que tales acusaciones no tienen sentido, pues a esta versión se le sumó la de Lorenzo Ramos Montiel y Lis Alberto Montiel, presuntos taxistas que aseguran haber sido contratados por el líder de Morena en la CDMX, Martí Batres Guadarrama, y Gerardo Villanueva Albarrán, para reventar el mitin de Sheinbaum Pardo, a nombre del PRD.

Empero, Flores García afirmó que Morena está allegándose de “guardias blancas y guardias pretorianas, a quienes prepara para ‘reventar’ eventos”, con la sucia maniobra de acusar al PRD. Es decir, son ellos mismos los que generan violencia, pero intentan acusarnos a eso”, destacó.

Además, ofreció presentar en su momento a dos personas ligadas a la precandidata de Morena a la Jefatura de Gobierno, quienes están operando las agresiones en los mítines.